lunes, 6 de junio de 2016

- Alto de la Marmota.


Track de la ruta.
Perfil del terreno.

Mi siguiente ruta me lleva a recorrer de manera circular una parte del desfiladero del río Manzanares.Tiene su atractivo particular, en un gran entorno natural de la cuenca del río Manzanares.Se transita por antiguos puentes, molinos y Batanes.
El recorrido, comienza en las cercanías del Puente del Grajal, en la M-618 carretera que une los municipios de Colmenar Viejo y Hoyo de Manzanares.
El viejo puente, data de la Edad Media en la época de la dominación musulmana, y permitía el movimiento militar entre las Atalayas, Torres y ciudadelas del poder califal.
Con la reconquista, aguas arriba se construye el Puente de Batán, y a comienzos del siglo XX, la Presa del Grajal y el sifón de Navarrosillos.
El Puente del Grajal fue restaurado en el siglo XVIII, cambiando su antigua forma.Y es a mediados de este siglo, cuando se construye aguas abajo del río, el puente de la Marmota.
Un paso ideal para las cazerías que se llevaban por el Monte del Pardo, por los antiguos monarcas.
Es indiferente, el comienzo de la ruta en sí, al ser circular puede llevarse de una manera u otra.Yo la voy a llevar a cabo por un camino primero y luego senda, que recorre paralela el desfiladero del Río Manzanares.
En las cercanías de la Presa del Grajal, me dirijo por un camino aguas abajo, por la vía del Canal de Agua de Isabel II, en la Huelga del Río Manzanares.
Hacia la Presa del Grajal.
Durante la ruta se contempla los antiguos restos de Molinos y Batanes fechados entre el siglo XVII y XVIII.Se conservan cuatro de ellos, y  un canal de agua conectaba también a un Batán.Por un lado se obtenía la Harina de moler el trigo, y en el edificio anexo (Batán), se realizaría trabajos de piel e Hilatura.Y en donde se abatanaban las telas.
La primera parte de la ruta, invita a descubrir no solo los restos de Molinos y Batanes, hay pequeños saltos por donde baja el agua, una gran variedad de flora mediterranea con sus Contuesos, Romeros, Tomillos, Lavandas, Amapolas, Jaras,etc...que te rodea cuando comienzas a adentrarte por su estrecho sendero.
Recientemente se celebró el X Aniversario de mi Club de Montaña, Todovertical.Hoy va dedicado a todos mis compañer@s del Club.

La primera parte de la ruta, transita paralela al desfiladero del río Manzanares.



Por la vía del canal de Isabel II.
Antiguos molinos y batanes.
Continuando por la vía del canal, la misma termina más adelante y se enlaza por un estrecho sendero.
Dejando atrás la vía del canal, la ruta prosigue por un estrecho sendero, cada vez más tupido, invadido por la extensa flora.Se cruza el arroyo de Navarrosillos, se continua hacia el Alto de las Carrizosas.El sendero más brusco serpentea en un continuo sube-baja, para descender nuevamente a las cercanías del río Manzanares.
El pequeño sendero, se pierde en la inmensidad de la flora.
Un sendero agradable, por la vegetación mediterranea.
Una mirada atrás, refleja la fisonomía de la sierra madrileña.
Continuando hacia  el Alto de las Carrizosas.
Un descenso más brusco, me lleva nuevamente a la ribera del río.
La senda asciende hacia el Cordal de la Marmota, por donde se transita un tramo corto por pista y retomar el sendero paralelo al canal en continuo ascenso al Alto de la Marmota.
Desde su cima se contempla, una gran panorámica del monte del Pardo, de su embalse y destacando al fondo las Torres de Madrid.
Dejando atrás el cordal de la Marmota y paralelo al canal de agua, continua la ruta hacia el Alto de la Marmota.
Vistas desde la cima, hacia el monte del Pardo, el embalse y los rascacielos de la urbe madrileña.
Alto de la Marmota.
Dejando la cima atrás, se continua descendiendo pasando por un edificio de abastecimiento del canal en desuso y por camino llegar al Puente de la Marmota.Hasta aquí toda la ruta ha tomado dirección Sur, cruzando el puente comienza un ascenso más brusco para retomar el retorno Norte, hacia las Saceras y llegar a la carretera principal M-618, en la cercanía del Puente del Grajal.
Antiguo edificio de abastecimiento del canal.
Puente de la Marmota.
Dejando el puente atrás, se asciende por sendero.
El retorno por pista, va paralelo entre varias fincas.
Siguiendo el sendero, y dejando la carretera atrás, me lleva al inicio de la ruta el Puente del Grajal.
El viejo puente y el nuevo por donde transcurre la carretera.
Una ruta agradable, por la Cuenca del Río Manzanares.Sin embargo, en la estación veraniega
puede ser un calvario cuando el Sol aprieta, apenas hay sombría por la misma, y las pequeñas fuentes de agua pueden escasear.

No hay comentarios:

Publicar un comentario